¿Qué significa moto Café Racer?

Qué es una bicicleta café racer

Una café racer es un género de motocicletas deportivas que se originó entre los entusiastas británicos de las motocicletas de principios de los años 60 en Londres. Las café racers eran motos de producción estándar modificadas por sus propietarios y optimizadas en cuanto a velocidad y manejo para recorridos rápidos en distancias cortas.[1] Desde entonces, las café racers se han popularizado en todo el mundo, y algunos fabricantes producen modelos de fábrica que están disponibles en los concesionarios.

Destacada por su minimalismo visual, una café racer de la década de 1960 suele ser una motocicleta paralela inglesa con manillares bajos de pinza o “Ace” y estribos traseros. Los elementos considerados “no esenciales”, como los paneles laterales, los cubrecadenas traseros y los voluminosos guardabarros, se sustituían por elementos más ligeros o se prescindía de ellos[2].

Las café racers se asociaron especialmente con la subcultura juvenil urbana de los Rockers o “Ton-Up Boys”, donde las bicicletas se utilizaban para dar paseos cortos y rápidos entre cafés populares, como el Ace Café de Londres, en la circunvalación norte, y el Busy Bee Café de Watford. [3] [4] [2] [5] [6] En la Gran Bretaña de la posguerra, la propiedad de un coche seguía siendo poco común, pero a medida que el racionamiento y la austeridad disminuían, a finales de la década de 1950 los hombres jóvenes podían permitirse por primera vez una motocicleta[7]. Los jóvenes estaban ansiosos por comprar esas motocicletas desechadas y modificarlas para convertirlas en café racers, que para ellos representaban velocidad, estatus y rebeldía, más que la mera incapacidad de permitirse un coche[8].

Bmw cafe racer

Al igual que las scramblers, las café racers eran originalmente motos de carretera de producción de los años 50 y 60 que habían sido modificadas, ya sea por sus propietarios o por tiendas especializadas en personalización. Sin embargo, la diferencia es que mientras las scramblers fueron adaptadas para el asfalto con barras altas, guardabarros y neumáticos de tacos, las café racers fueron personalizadas para la velocidad en la calle.

Lee más  ¿Qué pasa si mezclo café con leche?

El término “café racer”, por su parte, surgió de la cultura de los cafés y cafeterías de los años 50 en Gran Bretaña, donde, a finales de los años 50, se reunían los adolescentes descontentos que podían permitirse dos ruedas por primera vez y que estaban influenciados por el nuevo rock ‘n’ roll de gente como Bill Haley, Eddie Cochrane y Gene Vincent. El más famoso de ellos, por supuesto, era el Ace Café de Londres.

En lugares como éste, estos jóvenes aburridos y bulliciosos, con sus peinados rockeros de Brylcreemed y sus chaquetas de cuero de motero personalizadas, no tardaban en empezar a hacer carreras callejeras, ya fuera hacia otros cafés o, como era de esperar, hasta un punto predeterminado y de vuelta antes de que sonara un 45 favorito en la gramola del café. Inevitablemente, en la búsqueda de la velocidad, siguieron las modificaciones de sus Triumph, BSA y Norton, influenciadas por la pista y que incluían manillares con pinzas, ajustes de rendimiento y escapes y el carenado ocasional de la cabina. Había nacido la café racer.

Qué es una chaqueta cafe racer

Nos hemos puesto en contacto con Stan Bullock, del experto australiano en motocicletas Bikebiz, para que nos explique algunas consideraciones básicas, aunque importantes, que deberías tener en cuenta antes, durante y después de hacer tu primera compra de una Cafe Racer.

Podría ser la pieza más bonita de automovilismo retro que hayas visto nunca, pero ten cuidado de medirte bien sobre/junto a ella. Esto es por dos razones principales: 1. Parecerás un poco idiota si es demasiado pequeña o grande para tu altura o peso; 2. Puede ser peligroso: las Cafe Racer (especialmente los modelos más antiguos y originales) no tienen componentes modernos, como frenos reactivos, y por lo tanto son más difíciles de controlar/parar, así que asegúrate de que la moto no es demasiado pesada o grande para ti.

Lee más  ¿Qué hacer con el café quemado?

Es difícil para los que compran por primera vez notar la diferencia. Ahora está de moda comprar motos modernas que han sido personalizadas para que parezcan una Cafe Racer de época, pero eso no quiere decir que la gente no compre también las clásicas ridgy-didge. Una cuestión que hay que tener en cuenta cuando se hace esto: ¿es realmente rústico o sólo está maltratado y construido con trozos de engranaje bastardos? Una forma de distinguir entre ambas cosas es hacer que la moto sea evaluada por un mecánico antes de la compra: el vendedor puede sentirse frustrado por ello, pero usted acabará teniendo los conocimientos necesarios para hacer una compra informada.

Se vende Cafe racer

En la última década, el mundo se ha encaprichado cada vez más con la nostalgia, lo que ha dado lugar a que todo, desde los fabricantes de relojes hasta las empresas de calzado y los constructores navales, produzcan ofertas inspiradas en la época y reediciones completas de modelos de antaño. Como es lógico, este mismo fenómeno no es menos frecuente en la industria actual de las motocicletas, donde los modelos de producción de temática retro se han introducido, y siguen introduciéndose, a un ritmo sin precedentes. Y aunque las bobbers y scramblers de la vieja escuela fabricadas en fábrica también han experimentado un crecimiento constante en los últimos años, su afluencia de popularidad no es comparable a la del boom de las modernas café racer.

Espoleado por el auge simultáneo de la escena moderna de las motos custom de “nueva ola”, el inmenso éxito de estas motos de calle despojadas ha dado paso a los modelos café racer llave en mano que ahora ofrecen más de 20 fabricantes actuales. Como resultado, el mercado de las café racer ha evolucionado hasta convertirse en un abanico de motos muy diverso, que abarca desde motos económicas de pequeña cilindrada para principiantes, hasta superbikes café de alto rendimiento, por no mencionar el emergente segmento de las café racer totalmente eléctricas. Y aunque esto permite que el mercado de compradores esté repleto de opciones, la gran abundancia de café racers de producción disponibles puede dificultar la elección del modelo más adecuado para ti, por no hablar de descubrir todas las opciones disponibles, así que teniendo esto en cuenta, hemos elaborado esta guía definitiva de las mejores café racers que puedes comprar en el mercado.

Lee más  ¿Por qué el café me hace dar sueño?